01 Agosto

¿Cuál es la diferencia entre la comida para gatos y la comida para perros?

comida-perros-gatos
Si te gustó ¡Compártelo en tus redes sociales!

En Coaspatitas ¡la primera red social de mascotas en Colombia! les hemos pedido a nuestros expertos que nos expliquen:

¿Cuál es la diferencia entre la comida para gatos y la comida para perros?

Si eres como muchos padres de mascotas, que en las noches en que la comida para perros se acaba y un viaje a la tienda no parece divertido, es posible que hayas mirado esa bolsa de comida para gatos y te preguntes, ¿cuál es la diferencia? Se ven similares. A veces tienen un olor similar. ¿Es todo lo mismo?

Bueno, tenemos la respuesta. Como resultado, hay una diferencia sorprendentemente grande entre las necesidades nutricionales de los gatos y los perros.

Los gatos tienen mayores necesidades de nutrientes esenciales, mientras que los perros pueden adaptarse a la vida con muy poco.

La comida para gatos tiende a ser más alta en proteínas, grasas, minerales y vitaminas, también es más pequeña para sus bocas más pequeñas y es más alta en calorías.

Muchos ingredientes utilizados en alimentos para perros y gatos son similares; son las cantidades utilizadas para equilibrar los alimentos las que varían. Por ejemplo, los gatos son carnívoros obligados y tienen una mayor necesidad de proteínas, aminoácidos esenciales, ácidos grasos y muchas vitaminas.

Sus cuerpos no pueden fabricar los nutrientes esenciales en absoluto o lo suficientemente rápido para satisfacer sus necesidades metabólicas. Así que podría decirse que los perros pueden comer la mayoría de los alimentos para gatos, pero los gatos no deben comer alimentos para perros. Sin embargo, algunos nutrientes de comida para gatos también son peligrosos para los perros.

La taurina es un componente esencial en la dieta de un gato, y si no se consume la cantidad necesaria, los gatos pueden experimentar problemas cardíacos, trastornos del tracto respiratorio y ceguera. Por otro lado, la taurina no es tan esencial para los perros.

¿Cuáles son los peligros de un perro que come comida para gatos?

Los gatos tienen una tolerancia de seguridad mucho mayor que los perros a algunos nutrientes. Los gatos parecen haber desarrollado vías que les permiten tolerar niveles de vitamina D que podrían enfermar a los perros e incluso causarles la muerte. Por esta razón, los alimentos para gatos con base marina o de pescado no se deben alimentar a los perros.

Los alimentos para gatos se hacen con un poco más de grasa que los alimentos para perros. A los perros intolerantes a la grasa, no se les debe permitir comer alimentos para gatos, ya que esta es una causa común de pancreatitis y malestar digestivo.

Los alimentos enlatados para gatos tienden a ser más altos en las fuentes de proteínas animales, que, en exceso, pueden ser difíciles de asimilar para el sistema de un perro.

¿Por qué a los perros les encanta la comida para gatos?

Supuestamente es porque el alimento para gatos tiene mayor contenido de proteínas y mejora su sabor.

¿Cuáles son los peligros de un gato que come comida para perros?

Un pequeño mordisco aquí, no suele ser un problema para los gatos. Pero en algunos casos, la comida para perros puede contener ingredientes que son dañinos para los gatos. Por ejemplo, el propilenglicol se usa comúnmente en alimentos semi- húmedos  para perros. Es perfectamente seguro para los perros, pero en niveles altos pueden causar problemas de salud en los gatos.

Una dieta constante de alimentos que no proporcionen a un perro o gato los nutrientes adecuados pondrá en riesgo su salud. Los perros y los gatos no deben comerse la comida del otro.

Para la seguridad y la salud de tu mascota, limita la mayor parte de su dieta a alimentos que hayan sido producidos específicamente para su especie.

 

 “Los animales todo lo que necesitan es amor y cuidado   para ser felices y saludables”.