06 Febrero

Los bebés y las mascotas

mascotas-y-bebes
Si te gustó ¡Compártelo en tus redes sociales!

En ¡Coaspatitas, la primera red social para mascotas en Colombia! sabemos que la llegada de un bebé lo cambia todo en el hogar y seguramente nuestros amigos de 4 patas podrían quedar un poco desatendidos.

Pero con estas sugerencias, la convivencia entre mascotas y bebés será idílica.

LOS BEBÉS Y LAS MASCOTAS

¿Es la llegada de un bebé motivo para que te separes de tu mascota?

¡No! La vida familiar se puede desarrollar normalmente  con la compañía de perros y gatos.

Ellos se convertirán en fabulosos y amorosos compañeros de juegos y aventuras de tus hijos cuando sean mayores.

Como sabemos, la llegada de un bebé recién nacido a la casa revoluciona los ritmos de la familia e incluso los inquilinos de cuatro patas están inevitablemente involucrados en los cambios que tendrán lugar en el hogar.

Para prepararte mejor para el feliz evento, puedes intentar seguir pequeñas reglas que ayudarán al animal a acostumbrarse rápidamente a su nueva rutina y pondrán al niño a salvo,  para que todos  puedan tener una convivencia pacífica.

Prepara a tus mascotas para la llegada de tu bebé

«Si ya tienes mascotas en la casa, lo primero que debes hacer es prepararlas para la llegada del bebé recién nacido”, dicen los expertos.

La llegada de un niño a la casa representa muchos estímulos nuevos para las mascotas.

Habrá nuevos olores, ruidos, objetos, por lo tanto es bueno comenzar a prepararlos antes de la llegada del recién nacido.

Una de las acciones que generalmente se sugiere hacer en estos casos es llevar al perro o al gato a la habitación que se ha preparado para el niño y hacer que entre en contacto con juguetes, cunas y corralitos para que pueda familiarizarse con estas novedades.

Mantén los hábitos de tu mascota cuando llegue el bebé

Las atenciones y los espacios del amigo de 4 patas se reducirán inevitablemente, pero un buen consejo para no alterar demasiado su vida diaria es tratar de mantener los viejos hábitos tanto como sea posible:

Debes tratar de mantener la rutina respetando sus horarios de comida, de paseos y de mimos.

 ¿Las mascotas y los bebés durmiendo en la misma habitación?  

Los perros y los gatos pueden dormir con seguridad en la misma habitación que el bebé.

De hecho, una excelente manera de comenzar a vivir juntos podría ser poner la cuna del bebé a un lado de los padres y tu peludo por el otro, para asegurarnos que no se sienta excluido y acepte voluntariamente la presencia del recién nacido.

No dejes a tu bebé solo con tu mascota

Un buen hábito para la seguridad del bebé, es nunca dejarlo solo con la mascota.

A menudo no se trata de la agresión del animal,  tal vez en un momento de juego el perro o el gato puedan lesionarlo.

Hábitos de higiene en la convivencia de niños y mascotas 

Los juguetes y pequeños accesorios del bebé, los del perro y los del gato, deben mantenerse separados por razones de higiene y salud.

Evita las pulgas y garrapatas en tus animales de compañía  mediante el uso regular de tratamientos preventivos y mantén al día su carnet de vacunas.

En la vida cotidiana, también podría suceder que el niño reciba los «besos afectuosos» de su amigo de cuatro patas.

No te asustes, es suficiente limpiar bien al bebé. Todos los días, los niños, especialmente cuando gatean, entran en contacto con gérmenes y bacterias, por lo que no hay necesidad de alarmarse.

¿Pueden ser las mascotas beneficiosas para un bebé?

¡Definitivamente sí!

En el nivel emocional, vivir con una mascota tiene numerosas ventajas para el niño.

Crecer con un perro o un gato es una gran oportunidad para que el niño aprenda a respetar y a relacionarse correctamente con una especie que no sea la propia.

Aprenderá a respetar las necesidades de otro ser vivo.

Estudios científicos demuestran que los niños que crecen junto a mascotas tienen menos probabilidades de desarrollar alergias, por lo tanto, vivir con animales también mejora el bienestar físico de los niños.

 Darle una mascota a un niño, es darle un compañero de juego fiel y leal.